Noticias Por Sergio Alarcón 13 septiembre, 2018

DICE decide reducir las opciones de personalización de Battlefield V

Las quejas de la comunidad respecto a la autenticidad histórica han propiciado esta decisión

Como ya os comentamos en nuestras Primeras Impresiones, Battlefield V ha apostado por la Segunda Guerra Mundial en su entrega para este año. Al ser un acontecimiento histórico, a los jugadores y jugadoras que lo “reviven” jugando les gusta que todo esté adaptado de la manera más realista posible.

Por ello, la decisión de DICE de apostar por un gran abanico de opciones de personalización dentro del juego no ha gustado nada a la mayoría de los fans de la saga.

Así pues, el productor Andrew Gulotta ha confirmado la decisión del estudio por reducir el grado de personalización:

Escuchamos a la comunidad. Aún vemos la Segunda Guerra Mundial desde la perspectiva de DICE, pero, ¿es una visión demasiado loca, o ha ido demasiado lejos? Escuchamos a la comunidad, y entendemos que hubo preocupación por la autenticidad, -expuso el productor-. Queremos que a los jugadores les emocioné la personalización de sus personajes con equipamiento auténtico, así que vamos a reducir un poco este punto, ya que estaba muy desorbitado. Queríamos ofrecer algo de autenticidad y eso es importante para nosotros, eso es importante para los jugadores.

No sabemos si este cambio conseguirá reducir el enfado de los fans acerca de las decisiones que el estudio está tomando para su nueva entrega, ya que desde que el juego se anunció no han cesado las polémicas alrededor de Battlefield V.

Otra de las quejas más sonadas de parte de la comunidad fue acerca de la inclusión de mujeres como protagonistas en el juego, algo sobre lo que el estudio no va a dar su brazo a torcer, llegando a declarar que los jugadores que no quieran jugar con mujeres en Battlefield V siempre tienen la posibilidad de no adquirir el juego, cosa que levantó críticas por parte de un sector de la comunidad.

Battlefield V ha sido retrasado hasta el 20 de noviembre de 2018, fecha en la que se lanzará (si no sufre más retrasos) para PlayStation 4, Xbox One y PC.

¿Qué os parece esta polémica con el grado de personalización dentro del juego? ¿Pensáis que es algo que influye en el desarrollo del título o más bien es algo estético que no molesta a nadie? ¡Abrimos debate en la sección de comentarios!