Noticias Por César Rebolledo 12 enero, 2017

Squaresoft y Nintendo rompieron su relación de forma poco amistosa por Final Fantasy VII

El juego pasó de Nintendo 64 a PlayStation

Una de esas historias que forman parte de la cultura popular de los videojuegos es la de Final Fantasy VII. La saga había estado hasta ese momento, tras el aclamado Final Fantasy VI, en las consolas de Nintendo. Pero con Final Fantasy VII, la por aquel entonces Squaresoft veía insuficiente el soporte de Nintendo 64, los cartuchos. Los CD-ROM de PlayStation les permitían hacer realidad su visión y la cosa terminó como sabemos. Pero ahora surgen nuevos detalles de aquella historia y no son recuerdos agradables.

El portal Polygon ha dedicado un rico y detallado reportaje en conmemoración del aniversario del juego y aunque sabíamos que las relaciones lógicamente no habían terminado especialmente bien entre Nintendo y Squaresoft, es complicado hacerse una idea de hasta qué punto llegó la cosa. De acuerdo a la información que ha conseguido la revista, Square fue bastante literal y realista, explicando que dadas las especificaciones de Nintendo 64 nunca podrían tener algo como Final Fantasy VII. Como respuesta recibieron un contundente mensaje: “Si nos dejáis, no volváis jamás”.

Y parece ser que la cosa iba en serio, porque de acuerdo a las declaraciones que recogen de los responsables de Final Fantasy VII, durante diez años se les prohibió la entrada a las oficinas físicas de Nintendo.

La repercusión que Final Fantasy VII tuvo en su momento de lanzamiento (y aún a día de hoy) son sin duda algo que aún sigue resonando en las oficinas de Nintendo, pero ya no hay manera de saber cómo habría salido aquel proyecto de seguir adelante. Por ahora sólo queda esperar al Remake anunciado para PS4, que llegará en un momento aún por determinar.